¿Cómo mantenerse en abstinencia?

¿Cómo me mantengo en abstinencia?

Puede parecer para quien es alcóholico, aun sin reconocerlo, que lo más difícil es mantenerse en abstinencia. Y no es que sea fácil, pero lo mas difícil viene después, cuando ya se ha dejado de beber.

Cuando he dejado de beber me doy cuenta de que el alcohol lo llenaba todo, o al menos, gran parte del día y esta asociado a muchas de nuestras actividades cotidianas.

Veremos en este post algunas cosas que podemos hacer para que este camino sea mas llevadero.

Hay que tener en cuenta que cuanto mas tiempo estemos en abstinencia mas fácil nos será, cuando ya se lleva algún tempo sin beber lo que suele provocar una recaída es el pensamiento de “Bueno, ya llevo X tiempo sin beber, por una no pasa nada”.

Este es un error muy común y que nos lleva a volver a caer en el alcohol, el alcohólico por lo general no va a conformarse con una sola copa, lo normal es que vuelva en pocos días, incluso el primero, al punto en que se quedo cuando dejo de beber.

mantenerse sobrio

El alcoholismo tiene memoria y se manifiesta si le doy la oportunidad.

Por mi experiencia, dejar el alcohol debe ser voluntario, puedesser que haya otros factores que apoyen la decisión de dejar de beber, como pueda ser la familia, el trabajo, la salud …

Estos factores pueden ayudar sobre todo al principio pero si no hay una decisión firme y que debe prolongarse en el tiempo de dejar de beber es muy difícil mantener la abstinencia en el tiempo, muy difícil.

Antes de empezar con esta pequeña lista debo dejar claro que ni esto es una guía definitiva ni yo soy profesional de nada, son algunas cosas que me han ayudado a mi y pueden ayudar a otros, pero hay que tener en cuanta que no todo sirve para todos.  Si tienes algún problema con el alcohol lo primero es hablar con un especialista. 

algunas ideas para mantener la abstinencia

1 – Sacar todo el alcohol de casa.

Esto es algo que cualquier profesional te va a recomendar pero es que es evidente, «evitando la tentación se evita el pecado» me decia el cura del cole, jejeje. Aquí entra en juego con quien vives, Si las personas con las que vives beben alcohol, deberían hacerse cargo de tu enfermedad pero esto no siempre ocurre, así que como digo, cuanto mas lejos este el alcohol de mi alcance mas fácil lo tendré, ni esto es definitivo ni es algo imprescindible pero si deseable. Hay alcoholicos tambien que trabajan en bares.

2 – Evitar los sitios donde se consumía, bares habituales.

También cae de cajón, los sitios donde hemos consumido alcohol de forma descontrolada hay que evitarlos a toda costa, no solo el local, si es posible hasta la calle donde se encuentran. Esto es así porque nuestro cerebro mas que acordarse de los malos rollos que nos pasaron allí puede asociar estos sitios a lugares donde nos sentiamos agusto y esto es mala señal para un cerebro adicto.

3 – amistades con las que me reunía para beber.

Pasa lo mismo que con los locales donde bebiamos, sobre todo en un primer momento asociamos a estas personas con el consumo de alcohol y esto no nos facilitará la tarea de mantenernos sobrios. Además y esto me ocurrió a mi, pasa que estas «amistades» resultaron no serlo tanto, eran amigos de tragos y poco mas.

alcohol abstinencia

4 – Personas que si bien saben de mi problema, no son capaces de entenderlo  y me dicen “pero por una no pasa nada”.

Hay gente que no va a entender tu enfermedad e intentar explicarselo puede resultar inútil, esta gente piensa que «por una cerveza no pasa nada», suele coincidir con gente que no tiene un consumo responsable, signifique esto lo que signifique, si hablas con ellos dirán que controlan … bla, bla, bla, esto decía yo y mira. si alguien quiere estar contigo le va a dar igual si bebes alcohol o bebes agua, por decir algo.

5 – Grupos o asociaciones de apoyo donde me encuentre bien y pueda expresarme libremente, en todas las ciudades hay como mínimo una.

A mi en su día me ayudaron mucho, hoy por hoy solo asisto a reuniones que están moderadas por profesionales en el tema. De la misma forma que tuve muy buenas experiencias tambien vi y escuche cosas que no me gustaron y preferí no volver por allí. Aun así estos grupos funcionan y si encuentras uno donde te encuentres bien esta bien asistir regularmente y especialmente los días en que te sientas especialmente flojo. No todos los grupos son para todas las personas pero es cuestión de probar. En algún momento por mi parte retomaré la asistencia a algún grupo.

6 – Revisión por un especialista 

Esta puesto en el número seis pero podría estar en el primer puesto, esta lista la voy haciendo sin guión previo, según me voy acordando. El tener una buena relacción con tu psiquiatra/psicologo es imprescindible, creo yo. El saber que entienden tu enfermedad, consejos dados por alguien con experiencia y que ha tratado con muchos enfermos a mi me resulto imprescindible en mi recuperación y posterior abstienecia.

7 – Deporte físico o aunque sea caminar un rato todos los días.

esta la pongo aquí porque sé que puede ayudar a algunas personas pero no es mi caso. Nunca me ha gustado el deporte y no lo he practicado apenas durante mi vida. Lo que si me ha ayudado en algun momento es salir a andar, largas caminatas, algunos días de hasta 30 kilometros, me dejaban exhausto y olvidaba durante el esfuerzo el alcohol. Por so supongo que a quien le guste el deporte puede serle de gran ayuda.

8 – Evitar el estrés.

Esto por mi trabajo no siempre fue posible y me coincide que cuando mas estresado estoy mas ganas me dan de beber y esto es una trampa mortal para mi. si bebo porque estoy estresado, mi cerebro va a entender que es una forma de conseguir alhol y será capaz de causarme estres solo para ver si es capaz de conseguir alcohol. Esto puede parecer muy enredado pero en mi cerebro esto funciona así. Cualquier sentimiento que mi cerebro asocie al consumo de alcohol será capaz de reproducirlo para ver si rompe con mi abstinencia.

9 – Evitar peleas y broncas innecesarias.

Muy parecido al anterior por no decir igual. Me decía me psiquiatra, la primera que fue capaz de abrirme los ojos y a quien nunca podré estar los suficientemente agradecido. «Tu no puedes beber, no lo hagas nunca, pero si en algún momento lo haces que no sea por tristeza, rabia o ningún otro sentimiento negativo. Tu cerebro lo asociará y provocará estos sentimientos solo para poder conseguir alcohol».

11 – Pensar en los beneficios positivos de haber dejado el alcohol y como voy mejorando tanto física como mentalmente.

tiene que ver con el balance decisional, si cuando tengo deseo de beber pienso en todo lo malo que el alcohol ha hecho en mi persona quizas no me apetezca tanto beber, si por el contrario pienso en todo el daño que me ha hecho a mi y a todos mis seres queridos es posible que las ganas de beber no sean tantas, al hilo de esto viene el que yo piense lo bien que estoy en abstincia y todas las cosas buenas que estoy disfrutando y de como mi día a día es mejor cuando estoy en abstinencia.

12 – Apoyar la abstinencia en medicamentos puede ser de gran ayuda, sobre todo en los primeros tiempos pero tener en cuenta que siempre podemos recurrir al antabus.

abstinencia alcohol

Lo que hable en el punto seis. si veo que no estoy bien, lo suyo es acudir a mi médico y que me de medicamentos para paliar los efectos adversos de haber dejado de consumir, ya sean nervios, tristeza … esto con el tiempo pasará pero no hay necesidad en mi caso de sufrir mas de lo necesario entonces si hay medicamentos que disminuyen mi ansiedad yo voy a tomarlos y si hay una pastilla que me sirve de cepo como es el antabus, voy a tomarla. Aquí hay controversia, hay quienes piensan que hay que dejar de beber y que los medicamentos no dejan de ser trampas y que no sirven de nada. Cada cual debe hacerlo como considere oportuno. A mi como mejor me funciona es de esta manera, sin medicamentos, sencillamente no me ha funcionado.

14 – Dedicar nuestro tiempo libre a cosas que nos gusten y que quizás por el consumo de alcohol dejamos de lado.

Por último y no alargarlo mas, dedicar mi tiempo libre a cosas que me gustan y que me llenan, en mi caso la fotografia, el cine, leer, exposiciones … son cosas que me gusta hacer y que no he dejado nunca, ni aun consumiendo pero es verdad que cuanto mas bebia menos me enteraba de nada y menos interés ponia en las cosas. Digo cosas que me interesen porque tambien recuerdo un compañero que me decía: «Cuando te den ganas de beber debes ocupar la mente, por ejemplo aprovecha para clasificar las facturas». Claro, yo pensaba, tengo ganas de beber y me pongo a colocar las facturas y entonces me bebo un camión de cervezas.

Por eso digo que lo que funciona a unos no necesariamente debe funcionar a otros, es cuestión de ponerse en marcha y ver que cosas nos van bien y cuales nos vienen mal. A partir de ahí tendremos un guión para ir empezando y que según vayamos viendo como nos funcionan podemos ademas ir ademas adaptando o modificando.

creditos de las imagenes:

pexels-björn-austmar-þórsson-7267852 – lava del volcán

pexels-andrea-piacquadio-3780008 modelo con cámara

pexels-alexandre-weiss-9443305 chica en la playa

pexels-aleksejs-bergmanis-681347 carriles autovía

6 comentarios en «¿Cómo mantenerse en abstinencia?»

  1. Llevo 4 meses sobria y realmente necesitaba leer este tipo de artículos. Es muy valioso lo que compartes. Agradezco haber llegado a tu blog, mil gracias

    Responder
  2. Es lo que resulta efectivo para mi.
    Los pensamientos vienen y hasta parece que saboreo esas ganas, en algun momento caí, pero ya no.
    💪💪💪

    Responder

Deja un comentario